Nombres, significado y destino

Hace unos días se hacían esa pregunta en la tele en un programa nuevo que no sé cómo se llama, es el tipo de programas al cual sólo se llega practicando el deporte televisivo del zapping. Eso me puso a pensar sobre mis nombres, me pregunté qué tanto tenían que ver ellos con mi vida mientras el tipo en la pantalla decía tonterías, o sea, “desarrollaba su tema”, antes que terminara cambié el canal.

De aquello ya pasó como una semana y la idea sigue dándome vueltas. ¿Será posibre que mis nombres hayan determinado mi caráctrer y modelado, de alguna manera misteriosa, mi destino?

La experiencia de ponerle nombre a un hijo es toda una aventura, es hurgar en el pasado familiar, es pedir sugerencias a los amigos, es considerar los nombres de nuestros artistas favoritos, es toparnos con algunos nombres bíblicos, es indagar en Internet, además de, cómo no, criticar los nombres que algunos parientes y amigos pusieron a sus hijos.

Así, podríamos elaborar una lista muy grande de nombres y, ojo, también de futuros apodos para nuestros hijos. Veamos algunos nombres: Javier, José, Felipe, Fernando, Juan Carlos, Giovanna, Jaime, Luis, Martín, Marisol, Ana, María, Rosa, Patricia, Estela, Inés, Guadalupe, Paola, Luis, José Luis… Ahora algunos nombres con su respectivo apodo: Fernanda, Nanda; José María, Chema; Jorge, Coco; José, Pepe; Francisco, Pancho; Esperanza, Pancha. (1)

Mi nombre completo es Gustavo Adolfo. He aquí lo curioso, mi segundo nombre, Adolfo, no me gusta, pero es el que mejor me describe, guerrero. Podrá parecer que soy vanidoso, pero es cierto. Soy capaz de luchar por lo que quiero hasta las últimas consecuencias, incluso más allá de los límites considerados adecuados hasta lindar con la estupidez. Esto último porque una de las características de los Gustavos y de los Adolfos es la perseverancia, o sea que soy perseverante por partida doble. Ese es mi destino, pelear por lo que quiero porque nada me vino, me viene, ni me vendrá regalado.

¿Pero que sucede cuando a los papás se les ocurre poner un nombre raro a sus hijos? Pues que no le ponen un nombre raro sino que les imponen un “estigma”, un signo en la frente que los hará víctimas, a sus hijos, claro está, de la crueldad de los niños, primero, y luego de las burlas y, hasta, la discriminación de grandes.

¡Pero si “nombre raro”, nos parece lindo! Esa no es excusa para “desgraciarle” la vida aun hijo. Por ello antes de poner un nombre debemos pensar que es algo para toda la vida y que el mismo trazará de alguna manera la vida de nuestros hijos.

Se me ocurre que esto podría ser tema para una encuesta. Dime tu nombre, lo que significa y si tu nombre tiene que ver con tu personalidad. Algo así como:

Nombre/Name:
Significado/Meaning:
Personalidad/Personality:

Dejo un par de links para los significados de los nombres: Tu Parada y Mi Sabueso.

Para relajarnos agrego un video del segmento del Padre Melo en el Notifiero con Brosso de Televisa, que trata de los nombres raros.

(1) Variación que encontré aquí en Tabasco.

About these ads

14 pensamientos en “Nombres, significado y destino

  1. Es decir que…. entonces lo mas seguro es ponerle tu mismo nombre a tu hijo.. (friegate si tuviste mas de uno) o usamos la lista de nombres que se usó en Argentina en la época de Juan Domingo Perón que nadie podia tner un nombre fuera de ella… tu debes saberlo tu segundo apellido es Anselmi.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s